006

Haters gonna hate, hate, hate, hate

¿Sabéis? Una persona no debería estar defendiendo a su artista “a muerte” sólo porque otros quieran joder a su artista favorito. No sabes qué puede significar ese artista para esa persona, y luego encima pides que no se metan con el tuyo. ¿Estamos locos? O sea, tú puedes meterte con mi artista, pero yo con el tuyo no. ¿Igualdad?

Sé que a partir de ahora van a llover críticas, mensajes negativos y ofensivos en torno a Taylor, y su álbum; miles de especulaciones sobre quién va tal canción, más mensajes negativos… Cualquier cosa que tenga que comentar – porque estas cosas me enfurecen, mucho, ya que parece ser que Tay no puede abrir su boquita y expresar SUS emociones en SUS canciones y hacer lo que le da la real gana – lo diré por aquí. Ampliamente, desordenadamente, y me despacharé agustico. Y no quiero leer ni un mensaje negativo.

Cada uno tiene su opinión, lo sé. Pero me he callado muchas cosas porque en los últimos años no he podido expresar mi opinión sincera (sólo porque no compartía el mismo punto de vista que los que venían después a quejarse) y me han llamado borde. Pero se acabó. Si no te gusta mi opinión, y vas a comentar algo despectivo, there’s the door.

Anyways, Taylor. Siempre, siempre, siempre, voy a apoyarte. Porque tú me has enseñado miles de cosas, me has demostrado que la música es la mejor amiga que se puede tener; que ahí están esas canciones que te animan cuando no tienes a nadie a tu alrededor, cuando la gente te usa y luego te abandona como si no hubieras significado nada para los demás, siempre habrá una canción que te haga sentir bien, que te diga que no hay que rendirse, que hay que sonreír y demostrar que eres fuerte, y seguir adelante. Las heridas cierran, pero las cicatrices se quedan. Pero la música hace que todo sea más llevadero. Y Taylor me ha enseñado eso.

0 comments on “Haters gonna hate, hate, hate, hateAdd yours →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *